lahaine.org

compartir

                        

Dirección corta: http://lahaine.org/fB8X

Convertir a ePub  ePub        Convertir a pdf  pdf
  tamaño texto
Enviar por e-mail  enviar        Versión para imprimir  imprimir

traductor

21/10/2016 :: Chile

Paro nacional del 4 de noviembre: El despertar de un pueblo

x Arnaldo Pérez Guerra
El gobierno de Bachelet responde a las corporaciones y, en consecuencia, las políticas de Estado están determinadas por concepciones monetaristas

Más del 90% de los jubilados reciben pensiones miserables, evidenciando la desprotección que impone el sistema de AFP. Según informe de la Comisión sobre el Sistema Previsional -la llamada Comisión Bravo-, 50% de los pensionados entre los años 2007 y 2014, recibía pensiones iguales o inferiores a 82.650 pesos. La Comisión constató la brecha entre los montos de pensión de hombres y mujeres. La mitad de las mujeres obtiene pensiones iguales o inferiores a 42.561 pesos, mientras los hombres reciben pensiones inferiores a 112.333. La mitad de los pensionados recibe pensiones que, como máximo, equivalen a un tercio de su salario promedio de los últimos diez años. Por su parte, la Fundación Sol afirmó que al 30 de abril pasado las AFP pagaron 357.054 pensiones de vejez bajo la modalidad de retiro programado. El monto promedio recibido por los jubilados -con la excepción de las regiones Metropolitana, Antofagasta y Magallanes-, fue igual o inferior a 125.000 pesos; menos del 50% del salario mínimo.

El sindicalista Luis Mesina, vocero nacional de la Coordinadora No+AFP, dijo a Punto Final que el movimiento “propone terminar con el sistema de capitalización individual y avanzar a uno de reparto solidario con aporte tripartito: empleadores, trabajadores y Estado. Un sistema como el que existía antes de la dictadura, en el que se garantice el derecho a la seguridad social y a una pensión digna”.

Se reunieron con Bachelet, ¿y…?

“Lo dimos a conocer con transparencia. Difundimos la carta donde formulamos a la presidenta las propuestas del movimiento: creación de un Sistema Público de Pensiones, que se construya sobre a) aportes tripartitos para el financiamiento de un Sistema de Reparto; b) constituir un Fondo de Reserva Previsional Colectivo, para enfrentar las contingencias; c) determinar fórmulas que combinen contribuciones y beneficios definidos para establecer pensiones dignas y justas, implementadas a partir de una estructura que se construya desde un piso digno con aporte estatal hasta un tope de ahorro voluntario individual adicional; d) desarrollo de una institución pública autónoma sin fines de lucro, transparente y con control de los ciudadanos para la administración de los diferentes componentes del sistema, con participación de los afiliados; e) estudios actuariales periódicos; y f) control por parte de la Contraloría General, y de auditores independientes. Pero la presidenta sigue en silencio y parece que no responderá las demandas. En nuestra propuesta el principio fundamental es la solidaridad. Seguimos sosteniendo que un sistema público es la mejor forma de enfrentar los cambios demográficos. Hoy estamos en mejores condiciones de construir un sistema de reparto solidario sin que sea necesario gastar mucha plata del Estado, sin embargo, no hay ninguna respuesta, solamente medidas de parche que lo único que hacen es consolidar el modelo privado de ahorro forzoso. En consecuencia, adquiere mayor legitimidad el llamado al paro nacional como herramienta de lucha y de fuerza para cambiar la política oficial”.

¿Sacaron algo en limpio de la conversación con Bachelet?

“Se comprometió a que en un máximo de tres semanas respondería, pero no lo hizo. Creo que ella está prisionera de los grandes grupos económicos. Sus asesores responden a esos grupos y, en consecuencia, las políticas de Estado están determinadas por concepciones monetaristas”.

¿Se volverán a reunir con la presidenta?

“No creo. Ya no contestó. No se ha discutido, pero no creo que haya voluntad de conversar nuevamente, porque no le tenemos confianza. Algunos nunca la tuvimos, pero había que dejar la posibilidad de que ella se reivindicara. No lo hizo… Hoy llamamos a los trabajadores a que participen, que dejen de lado temores, que continúen manteniendo la confianza en sí mismos, que no les crean a los partidos del duopolio que vendrán nuevamente a engañarnos. Llamarán a votar por un programa que no están dispuestos a cumplir. Ya no valen esos programas, lo que vale es la coherencia y consecuencia. En 2017 van a tener un gran conflicto con la ciudadanía. Creo que las cosas cambiaron y no se han dado cuenta todavía. Siguen escuchando al CEP en CasaPiedra o a Icare. No se dan cuenta que el pueblo está en otra, que les va a pasar la cuenta”.

HACIA EL PARO NACIONAL

¿No+AFP convoca a una marcha y un paro nacional?

“Sí, la marcha es el 16 de octubre, y el paro nacional el 4 de noviembre. Los preparativos de esas movilizaciones están caminando con muy buena perspectiva. Cada día hay mayor adhesión de coordinadoras a nivel nacional. Se han sumado organizaciones sindicales importantes: mineros del cobre, subcontratistas, portuarios, pescadores, forestales… Se avanza rápido hacia el paro, toda vez que no ha habido ninguna respuesta de la autoridad”.  

¿Cómo será el paro?

“Un paro nacional productivo, y esperamos a lo largo del país, porque hay mucha adhesión. En las zonas donde no hay grandes actividades productivas habrá protestas, cacerolazos… Creo que será, quizás, la protesta más dura de los últimos 25 años contra los políticos que no escuchan al pueblo y que con soberbia dirigen un modelo económico que sigue acrecentando la brecha entre ricos y pobres”.

¿Muchos se han cambiado al Fondo E?

“Sí, se han cambiado de fondo 740 mil personas, y un porcentaje muy alto al Fondo E, siguiendo nuestra convocatoria. Lo más sorprendente es que la mayoría de quienes se han cambiado son jóvenes, lo que demuestra que no le creen nada a las AFP. Les decían que se mantuvieran en el Fondo A, por la perspectiva a largo plazo. Pero medido en 12 y 36 meses, el E se ha comportado mejor. Las AFP nos han atacado diciendo que fue un error cambiarse al Fondo E porque el A obtuvo mejor rendimiento en 25 días, pero el E no ha perdido. Lo que pasa es que el A sube y baja, logra rentabilidad alta, pero también su caída es brutal, mientras el E se mantiene constante, y tiene un 4% comparado con uno y tanto”.

Hay quienes intentan aprovecharse del movimiento y convocan a sus propias marchas.

“Supimos que el 25 de septiembre se convocó a una marcha ciudadana en la Plaza de Armas, algo así como ‘Ancianos indignados’, ‘Aquí la gente’ y otros grupos… Estuvo el ex senador DC Ricardo Hormazábal, pero no reunieron más de treinta o cuarenta personas. No tiene nada que ver con nosotros. Lo dijimos públicamente: no fue una convocatoria nuestra. Hay que distinguir las iniciativas que están surgiendo. Creemos que todas las que apunten a fortalecer el movimiento, son bienvenidas. Por ejemplo, en Arica, la gente sale a las ferias a repartir volantes; en otras ciudades del norte, los domingos, niños y jóvenes hacen graffitis alusivos; se han hecho peñas, canto popular, actividades deportivas para ir socializando la demanda. Eso es importante. Pero cuando sectores quieren apropiarse de una demanda, lo que hacen es confundir y generar desaliento. La prensa cubrió lo de ‘Aquí la gente’, todos los canales dieron la noticia, ¿y cuál era?: ‘Fracaso rotundo del movimiento No+AFP’… Esa gente es aprovechadora, como algunos DC que debieran estar en los cuarteles de invierno… pero siguen dividiendo, cumpliendo su rol: los únicos partidarios de la AFP estatal son el gobierno y Hormazábal”.

¿Han sumado más organizaciones?

“El 29 de septiembre tuvimos una asamblea con más de 250 sindicalistas. Se realizó en el Sindicato Nacional Telefónico. Viajó gente de Mantos Blancos, de Tierra Amarilla, de todo el país… Fue la reunión sindical de la Coordinadora Nacional de Trabajadores No+AFP, para dar el vamos al paro, y fue un éxito. Esto es expresión de lo que dijimos en la primera protesta: ¡Chile despertó! Y creo que esta lucha no va a terminar fácilmente, por más maniobras que hagan las instituciones del Estado, el Congreso o los partidos del duopolio. No van a lograr parar fácilmente este movimiento que surge transversalmente pero que tiene un objetivo claro: acabar con este sistema espurio. La gente comprendió lo que hemos explicado en tantas exposiciones, conferencias y videos: que es prisionera de un modelo que le arranca sus ahorros, por muy escuálidos que sean, y los coloca al servicio de los grandes grupos económicos, que por eso hay tanta desigualdad, y contra eso están dispuestos a pelear. Lo otro que se puede constatar es que la Coordinadora tiene mucha credibilidad, la sienten como una organización transparente, con dirigentes que no tienen otro interés que no sea acabar con el sistema de AFP. No hay partidos políticos que estén direccionando. La gente lo percibe”.

¿Cuál es la relación con el movimiento Indignados?

“Es un movimiento más bien virtual, que surge de forma similar a como sucedió en Europa o EEUU. Algunos quisieron rememorar eso. Se ha ido politizando rápidamente, incorporando otras luchas como el ‘No al TPP’, porque entienden que la lucha es política, en el buen sentido del concepto. Aquí no hay apoliticismo. Al principio, cuando surgió en las redes, se decía ‘sin partidos’, y estaba bien. Hoy se entiende que la política es necesaria, pero la otra, donde el pueblo decide y participa. Trabajan con nosotros en todas las grandes ciudades donde hay coordinadoras. Es una buena convergencia que se ha ido dando”.

¿Se tomó alguna resolución en la asamblea del 29 de septiembre?

“Marcha, paro, y una estrategia judicial. Demandaremos por colusión a las AFP. Tratándose de empresas norteamericanas, las sanciones son cárcel; son muy drásticas. Para ellos la colusión es grave. Queremos llevar este tema al concierto internacional. ¿Qué van a decir diputados y senadores del duopolio que machacan que no hay posibilidad alguna de hacer transformaciones cuando los norteamericanos les golpeen la cabeza? Nos permitirá mantener vivo el tema. Si la presentamos, en marzo estará en su mejor momento. Veremos qué hacen y dicen los políticos. Sin ninguna duda, la gran mayoría de los que está en este movimiento contra las AFP no quieren saber absolutamente nada de Lagos ni de Piñera… y en particular de Lagos, que fue quien modificó todas las normas para consolidar las AFP. No tiene autoridad moral para hablar del tema.

Punto Final

compartir

                        

Dirección corta: http://lahaine.org/fB8X

 

Contactar con La Haine

Envíanos tus convocatorias y actividades!

 

©2017 by La Haine.

::  [ Acerca de La Haine ]    [ Nota legal ]    Creative Commons License    [ Clave pública PGP ] ::

Principal