Principal ImprimirImprimir | Volver al artículo
12/04/2019 :: Colombia

Los huevos que Uribe presta a Duque

x Álvaro Solano
Las "diferencias" entre los expresidentes Uribe y Santos ya pertenecen a las secciones de farándula de los noticieros

Pero de sus acuerdos extrañamente nadie habla; así Santos haya dicho que nunca traicionó al régimen de Uribe, porque “sus tres huevitos [confianza inversionista, seguridad democrática y cohesión social], los he cuidado para que hoy sean gallos de pelea”. Si Santos cuida los huevos de Uribe, no hay que hacer demasiado esfuerzo para imaginar la devoción con que Duque los trata.

A los tres mandatarios los une una sola cuerda, la del Grupo empresarial Sarmiento Angulo que financia sus campañas, apoyo que ellos le pagan gobernando a su favor. ¿Dónde quedan los intereses de la sociedad colombiana?

Mientras el desempleo y la desigualdad social crecen en Colombia, el Grupo de Sarmiento Angulo en 2108 registró las más altas ganancias de su historia: 970 millones de dólares [1]; fortuna que incrementa la que ya traía, estimada en 10.800 millones de dólares que lo convierte en el multimillonario más grande de Colombia, séptimo de América Latina y el número 129 del mundo [2]. En últimas, los 3 huevos son de Sarmiento Angulo y este se los confía a los presidentes que elige.

Guerra, corrupción y burocracia derrochan el presupuesto

El Gobierno de Santos terminó su periodo con una deuda pública de 434,4 billones que representa un aumento del 126 por ciento. En otras palabras Colombia tiene un déficit del 5,1 por ciento del PIB [3], esto ha llevado a que las agencias calificadoras de riesgo rebajen de “estable” a “negativa” la perspectiva para los Títulos de deuda externa del Gobierno colombiano.

Este “hueco fiscal” obligó a Santos a hacer 4 reformas tributarias [4]. Ahora Duque aprobó una ‘Ley de Financiamiento’, que en realidad es una nueva reforma tributaria con un gran impacto negativo en la sociedad, pero con grandes exenciones de impuestos, además de otros privilegios para los grandes capitalistas.

Los excluidos de la economía

De acuerdo con el Banco Mundial (BM) Colombia es el segundo país más desigual de América Latina y el séptimo en todo el mundo [5] con un coeficiente GINI [6] de 0,56; donde el 0,6 por ciento de la población colombiana concentran más de una quinta parte de los ingresos totales de la Nación.

Además de concentrar el 20 por ciento de los ingresos totales, los más ricos tienen tarifas efectivas de impuesto sobre la renta extremadamente bajas. Mientras los 281 más ricos pagaron una tarifa de un poco más del 3 por ciento, unos 3,5 millones de trabajadores independientes pagaron un promedio de 6,1 por ciento de impuesto sobre sus ingresos, vía retenciones. Esta situación es la que explica que el gravamen sea regresivo.

En el año 2019 el desempleo en Colombia aumentó 1,0 por ciento respecto al año anterior, lo cual ubica la tasa de desempleo en 12,8 por ciento [7], siendo el resultado más alto desde 2011. En nuestro país hay 3,18 millones de desempleados, 21,7 millones de ocupados de los cuales 10,8 millones (29,8 por ciento) no devengan un salario, sino que viven del subempleo o rebusque.

El bajo nivel de ingresos es reforzado por el bajo nivel educativo de los ocupados en Colombia, el 78 por ciento de los ocupados tienen bachillerato o ningún título educativo y tan solo el 11,6 por ciento cuentan con estudios universitarios o de posgrado.

La feria y depredación de recursos naturales

El 2019 esta marcado por una fuerte disputa entre quienes se oponen al fracking [8] y quienes están a favor de la explotación de yacimientos no convencionales.

Desafortunadamente la corte constitucional ha dado un giro en su jurisprudencia, pues ha señalado que las consultas populares no son un mecanismo eficaz jurídicamente para impedir la explotación minera o petrolera, lo cual deja expuestas a las comunidades a todo tipo de operaciones extractivas, sin tener en cuenta el daño ambiental y social.

El conflicto interno arroja 7,2 millones de desplazados, a quienes les fueron arrebatadas 6,6 millones de hectáreas de tierras. La concentración de la tierra sigue siendo uno de los motores del conflicto interno, pero el Gobierno con la Ley 1776 de 2016, creó las Zonas de Interés de Desarrollo Rural, Económico y Social (ZIDRES), que en vez de atacar la concentración de la tierra, le entrega grandes extensiones de la mejor tierra cultivable a los grandes capitales del agronegocio.

----

Notas:

[1] Grupo Aval espera buen 2019 tras resultados récord de 2018. El Tiempo, Bogotá, 29-03-2019.

[2] Quiénes son las 10 personas más ricas de América Latina según Forbes. BBC Mundo, 5-03-2019.

[3] https://www.dinero.com/economia/articulo/deficit-en-cuenta-corriente-de-colombia-en-2019/267017

[4] Balance del Gobierno de Santos 2010-2018, cedetrabajo. https://cedetrabajo.org/wp-content/uploads/2018/07/Balance-del-Gobierno-Santos-2010-2018.pdf

[5] https://www.dane.gov.co/index.php/estadisticas-por-tema/mercado-laboral/empleo-y-desempleo

[6] El coeficiente Gini es una medida de la desigualdad social, va de cero a uno, donde los valores más cercanos a uno, representan una mayor desigualdad.

[7] https://www.larepublica.co/economia/segun-el-banco-mundial-colombia-es-el-segundo-pais-mas-desigual-de-america-latina-2570469

[8] La fracturación hidráulica (fracking) es una técnica que posibilita o aumenta la extracción de gas y petróleo del suelo, sin embargo esta técnica causa graves daños ambientales.

Insurrección

 

https://www.lahaine.org/mm_ss_mundo.php/los-huevos-que-uribe-presta