lahaine.org

compartir

                          

Dirección corta: https://lahaine.org/cW41

convertir a:
Convertir a ePub  ePub        Convertir a pdf  pdf

  tamaño texto

  enviar          imprimir


traductor

12/03/2020 :: Mundo, James Petras, Mundo

Tensión en Wall Street, buscan controlar la caída de mercados y evitar el pánico

x James Petras - La Haine
El régimen de EEUU no tiene control de la enfermedad, no sabe cómo tratar a los afectados

El análisis de James Petras en CX36, 9 de marzo de 2020. Escuchar aquí: https://archive.org/details/elanalisisdejamespetrasencx3609mar20

Hernán Salina: Estamos comenzando una semana convulsionada, con la caída de las Bolsas, según se dice como repercusión en la economía mundial por esta situación del coronavirus.

JP: Si, es cierto. Aquí hoy en día cayó la Bolsa, en primer momento más del 7%. Y ahora sigue alrededor de la misma cifra. Hay una emergencia en la ciudad de Nueva York, en Los Ángeles, California y Seattle, donde vivo. Aquí hay muchos casos de coronavirus y muchos muertos, particularmente la gente de edad. Es grave porque empieza a desplazar a miles de trabajadores. Microsoft, Amazon, y otras compañías ahora tienen a sus trabajadores en casa, trabajando, con el computador.

Los efectos sobre la economía van a ser muy profundos, particularmente en Italia, las predicciones son que van a caer en una recesión por lo menos. Y las Bolsas han perdido más de dos billones de dólares en poco tiempo. Pero hay crisis económica y política, porque las repercusiones sobre los gobernantes van a ser muy serias. Incluso Trump está ahora bajo presiones políticas y sociales, sobre lo que no hizo en la preparación de las instituciones. Además la salud pública ha sufrido recortes en los últimos años y ahora faltan insumos básicos -máscarillas, etc.- que podrían permitir el control y evitar repercusiones de esta enfermedad.

HS: ¿Pero por qué llega a Wall Street este tema? Al punto de haberse detenido 15 minutos, cosa que no es frecuente que ocurra.

JP: Hay enormes consecuencias. Tenían miedo en la primer hora de que el mercado caería en un 20%; una depresión en un día, en una hora. Entonces, controlaron la caída para que no pueda provocar pánico, por eso ahora se ha mantenido bajo, pero no tanto como en los primeros minutos.

Hay enormes tensiones en Wall Street a cada momento hay discusiones sobre cómo controlar la caída y evitar el pánico. Estamos en una situación muy grave en este momento.

HS: ¿Qué es lo que genera esa situación en lo financiero?

JP: Primero es la posibilidad que la economía vaya a caer por el coronavirus. Aquí no tienen control de la enfermedad, no saben cómo tratar a los afectados, el gobernador de Nueva York declaró la emergencia social y económica paralizando la producción en algunos sectores importantes como la electrónica, lo que significa un problema muy grave y no saben cómo manejarlo. Wall Street está anticipando que el comercio con China y la Unión Europea van caer, y como consecuencia de eso las ganancias van a caer.

Los otros sectores como el de petróleo están amenazados y no sólo por el coronavirus, sino por la guerra de precios entre Rusia y Arabia Saudita; entonces eso implica que el mercado va a causar una gran caída en las empresas petroleras de EEUU que son de alto costo y sin capacidad de resistir la bajada de los precios.

No hay solución a corto plazo. Las bolsas han caído desde 28% a 24%, ahora es más del 20% lo que han caído los mercados y hay condiciones para que sigan cayendo. Cualquiera que tenga inversiones en pensiones u otras, están afectados ahora.

HS: Sobre la marcha de las primarias en el partido Demócrata sobre todo con el triunfo de John Biden en la última etapa. ¿Hay algún cambio respecto a Bernie Sanders?

JP: Si, toda la burguesía afroamericana ha tomado partido a favor de Biden, a pesar de que son supuestamente representantes de los afroamericanos; realmente es una burguesía corrupta y han dado todo su apoyo a Biden. En algunos casos por su contenido de clase y en otros, por la propaganda que ha hecho la burguesía a favor de Biden, y es el candidato más reaccionario entre los demócratas. En este sentido, apoyó la guerra en Irak, apoya todas las políticas militaristas, no apoya los programas sociales, etc.

En este momento todos los ex candidatos apoyan a Biden. Y Biden tiene problemas serios, mentales y físicos, se ha confundido en varios discursos. Entonces tenemos -como algunos dicen- una opción entre un semi boludo y un izquierdista radical, según ellos.

Ahora, la política está dividida entre generaciones. Actualmente los menores de 40 años votaron y votan a Sanders; y los mayores de 40 años, apoyan a Biden. Entonces, es una lucha intergeneracional y es un conflicto entre las clases.

En este momento parece que Biden ganó algunos delegados más en las primarias, donde la clave es Michigan, que es un Estado con toda la industria automotriz -por lo menos en el pasado- y tiene una porción importante de afroamericanos. Por eso, es un Estado clave que determina gran número de delegados, 121 creo que son por lo menos. En el Estado de Washington, donde estoy ahora, pasa lo mismo, hay muchos delegados y la competencia es muy intensa. Los medios de comunicación están todos contra Bernie Sanders, pero los votantes jóvenes lo votan.

HS: No deja de llamar la atención que sea Biden el que queda como contrincante de Sanders.

JP: No hay otro. Hay una mujer que quedó muy marginada, que es muy buena en política de guerra pero a ella no le permitieron participar en el debate porque dicen que no ha conseguido suficientes delegados, pero eso es falso. Ella consiguió suficientes electores y podría participar, pero el partido Demócrata quiere excluirla y sólo tener un debate entre Biden y Sanders. Tienen mucho miedo que Biden vaya a confundirse en el debate, entonces tienen un discurso escrito para él, para que pueda escapar de un cuestionario profundo y extendido.

HS: ¿Hay otros asuntos que quiera mencionar, Petras?

JP: Primero, el conflicto en Siria, donde las fuerzas en favor de Bashar Al Asad han avanzado y temporalmente hay un pacto de paz entre Turquía y Rusia, por lo menos a corto plazo. Pero Turquía está tratando de provocar una extensión de las guerras porque no tiene suficiente apoyo en el país.

En segundo lugar, la crisis económica en Líbano, donde hay un gran problema de acumulación fiscal y están en proceso de exigir una moratoria porque no pueden cumplir con la deuda y eso va a profundizar el conflicto interno. Y hay que ver qué fuerzas podrían tirar más, los cristianos derechistas o los musulmanes progresistas.

Y finalmente tenemos el hecho que China ha bajado la tasa de coronavirus, en este momento en el centro, en Wuhan, donde surgió y ocurrió el mayor número de contagios, ha bajado casi a cero los nuevos infectados y muertos. Hoy lo peor es en Italia, donde han congelado todas las actividades públicas, los museos, universidades, etc., hay 16 millones de personas afectadas por la cuarentena y los controles del Estado. Otra recesión, otra crisis económica que se puede extender. Mientras Europa toca la guitarra y no toma con suficiente seriedad el problema.

Extractado por La Haine

compartir

                          

Dirección corta: https://lahaine.org/cW41

 

Contactar con La Haine

Envíanos tus convocatorias y actividades!

 

La Haine - Proyecto de desobediencia informativa, acción directa y revolución social

::  [ Acerca de La Haine ]    [ Nota legal ]    Creative Commons License    [ Clave pública PGP ] ::

Principal