lahaine.org

compartir

                          

Dirección corta: https://lahaine.org/fN60

convertir a:
Convertir a ePub  ePub        Convertir a pdf  pdf

  tamaño texto

  enviar          imprimir


traductor

28/04/2019 :: Estado español

23 de abril, Día nacional de Castilla en Villalar de los Comuneros (crónica y fotos)

x Comunistas de Castilla
Nota. Por error ayer publicamos la información del Día de Castilla de 2018. Pedimos disculpas y subsanamos el error publicando ahora Sí la de 2019

(Desde lo más profundo de nuestras conciencias y compromiso militante, le dedicamos esta edición del 23 de abril a nuestro querido camarada de Guardo, Raimundo Nevado Román “Mundo”, fallecido el pasado año y al que será duro no volver a ver en Villalar de los Comuneros).

La predicción meteorológica no albergaba esperanzas de un 23 de abril con buen tiempo para disfrutar de nuestro día nacional en Villalar de los Comuneros, así que hubo que encogerse de hombros, echar ropa de abrigo y chubasquero a la mochila para encaminaros hacia la localidad comunera entre negros nubarrones.

La lluvia respetó la víspera, y el sol calentó la campa durante las horas del día mientras todas y todos nos afanábamos en los montajes de las carpas. La fundación Villalar (ese coladero institucional de subvenciones erigido en dueño y señor del 23 de abril) estaba a lo suyo: montar grandes escenarios para la feria institucional en la que han convertido una celebración que siempre fue popular, donde ir a ondear nuestros pendones y a reivindicar un castellanismo que hoy se trata de ocultar en pro de la “fiesta”.

La campa de Villalar siempre dividida en dos y con su amplia extensión haciendo de frontera entre dos celebraciones: en una parte, prietas las filas, las carpas de los partidos y sindicatos del sistema, desde Podemos hasta el PSOE, pasando por UGT, CCOO, etc.… Y en la fila de enfrente, una distribución más irregular, más colorida, más variada, donde estamos “los otros”.

Y los últimos de la fila, o los primeros, según se mire: la carpa de Comunistas de Castilla, una organización humilde pero decidida, insumisa al mal tiempo y a la feria institucional, donde la conciencia profunda y el compromiso militante hacen posible la organización de un espacio autogestionado donde no hay cabida a las medias tintas: castellanistas, independentistas, comunistas, feministas de clase… Reivindicamos una Castilla libre, unida, socialista, feminista, independiente, y nuestra carpa fue, durante dos días una pequeña parte de esa Castilla que queremos construir.

Pero ello no sería posible sin toda esa gente que con entusiasmo y dedicación pone de su parte para que nuestra carpa sea además de un escenario para la reivindicación y la lucha, un espacio para el disfrute. Mientras en la campa llovía copiosamente, y en el escenario institucional la orquesta contratada se dedicaba a soltar machistadas entre canción y canción, en nuestra carpa los leoneses Zurriagazo nos hacían saltar y bailar con sus ácidas y combativas canciones. Y como colofón, otros habituales de la noche de Villalar: el grupo vallisoletano Deskartados, con sus guitarras y vientos, su desparpajo musical llenando nuestro escenario de un ska que nos hizo bailar hasta las 2 de la madrugada. Gracias de nuevo a ambos grupos, buena gente, buenos músicos cuya aportación es fundamental para el éxito de nuestra convocatoria.

Y entre ambas actuaciones la intervención de una representación de nuestra organización para recordar que la lucha es el único camino, y sin dar mucho la “chapa”, explicar las líneas fundamentales del manifiesto del 23 de abril aprobado por la militancia para esta edición.

Y si el 22 de abril la lluvia respetó el día, pero no la noche, el 23 se volvió loco y hubo de todo: sol, lluvia, aguanieve… y frío. Así que la carpa se convirtió en un buen refugio para reponer fuerzas, y tomar unas cervezas entre amigos y compañe@s, disfrutando del reggae y ska de los segovianos To the Wild Roots, otros habituales de la mañana del 23 a los que agradecemos mil veces su buen hacer y su aportación.

Para las cuatro de la tarde, cuando los cubanos de Trío Puente Yayabo hacían la prueba de sonido y afinaban sus instrumentos, ya había gente bailando en la carpa. Pero antes de la actuación de este trío de grandes profesionales de la música, nuestro representante hizo una intervención para repetir lo dicho la noche anterior, que venimos a Villalar a luchar, a reivindicar nuestro orgullo como Pueblo trabajador castellano y a decir que un pueblo que lucha es una tierra viva que se niega a morir de abandono. Tras él intervinieron dos compañeras de la plataforma en defensa de la sanidad pública que leyeron un manifiesto para denunciar el abandono de la sanidad en nuestra tierra y exigir una sanidad pública y de calidad.

Pero la temperatura subió varios grados desde los primeros compases del son cubano del trío Puente YayaboDesde Castilla a la Habana, pasando por el calor tropical de Sancti Spíritus en el lejano centro de la isla, Pedro Iznaga (piano y voces), Ydalberto Verdecia “Chiri” (Voz, Tres cubano) y el vallisoletano Rafa Martín “Pirulo” en la percusión y voces, nos deleitaron con un despliegue de buena música y cubanía que encendió el ambiente hasta el punto de que el escenario se convirtió en una improvisada pista de baile para varias parejas que no se cortaron un pelo para mover las caderas al ritmo del Son, para disfrute de toda una carpa abarrotada de gente. No tenemos palabras para agradecer a estos compañeros, pedazo de artistas, su aportación que va más allá de lo musical.

Entre canción y canción, y mientras en la campa arreciaba la lluvia, la fiesta subió de tono cuando después de casi dos horas de actuación y al ritmo de El cuarto de Tula los cubano-vallisoletanos invitaron a subir al escenario a sus colegas de oficio, otros musicazos como los integrantes del grupo palentino El Naán (que acababan de actuar en el escenario de la campa), a los que se fueron sumando poco a poco músicos de aquí y de allá, al punto de que no cabían en el escenario: entre otros y otras la flauta de Carlos Soto, ex de Celtas Cortos y actual integrante de Folk Quintet, pasando por integrantes de Castijazz, o el vocalista de Celtas Cortos Jesús Cifuentes “Cifu”.

Con el escenario repleto de artistas y casi sin micros para todas, lo que no fue un problema, nos deleitaron con una excelente e improvisada “jam sesión” intercultural que duró hasta que había que echar el cierre, terminando con los acordes de “Hasta siempre Comandante” de Carlos Puebla cantado a coro por los músicos del escenario y con la atronadora participación de la gente que abarrotaba la carpa en los coros: Aquí se queda la clara, la entrañable transparencia, de tu querida presencia, comandante Che Guevara.

¡A las y los músicos, gracias! ¡A la gente que siempre nos visita y agradece que mantengamos vivo el espíritu comunero del 23 de abril gracias! ¡ A nuestro fotógrafo oficial y militatante internacionalista galego gracias! A quienes les dimos los bocadillos de panceta sin sal, disculpad…

Y con las estrofas de la internacional y el romance de los comuneros dijimos hasta siempre y hasta la próxima. El 23 de abril es un día, el día nacional del Pueblo castellano, pese a quien pese, pero nuestra lucha es de todos los días. Ese es nuestro compromiso con nuestro Pueblo.


compartir

                          

Dirección corta: https://lahaine.org/fN60

 

Contactar con La Haine

Envíanos tus convocatorias y actividades!

 

La Haine - Proyecto de desobediencia informativa, acción directa y revolución social

::  [ Acerca de La Haine ]    [ Nota legal ]    Creative Commons License    [ Clave pública PGP ] ::

Principal