lahaine.org

compartir

                          

Dirección corta: https://lahaine.org/bB45

convertir a:
Convertir a ePub  ePub        Convertir a pdf  pdf

  tamaño texto

  enviar          imprimir


traductor

30/08/2018 :: Argentina, Argentina

La forma de defender La Toma fue ponerla al servicio de la solidaridad social

x Mario Hernández
Entrevista con Carlos Ghioldi del ex supermercado Tigre de Rosario organizados en la Comisión Gremial Autogestiva "La Toma"

M.H.: Rescaté un libro que se llama 'Generación subterránea. La otra historia del rock de Rosario' y me encuentro con que dice "[...] sin embargo se los podía ver y escuchar en las plazas y en algunos bares marginales hacia finales de los `70. Como uno que había en la cortada 3 de febrero, donde había emplazado un viejo piano que supieron tocar a cambio de unos tragos junto a Fito Páez que ya había compuesto "La vida es una moneda", y Carlitos Ghioldi que entonaba una canción llamada "La carne de la flaca".

C.G.: ¡Alguien se acuerda de eso! ¿Quién escribió ese libro?

M.H.: En la radio tenemos una pequeña biblioteca, es una edición de Espacio Santafecino, del gobierno de Santa Fe. La investigación es de Sergio Rébori, la edición de texto de Virginia Giacosa, los redactores Edgardo Pérez Castillo, Juan Cruz Rebello y Martín Pérez.

C.G.: Gracias por el dato. Yo ni sabía que existía.

M.H.: Acá te ponen a la par de Fito Páez. ¿Quién era "la flaca"?

C.G.: Era una poesía de un escritor santafesino que se llama Eduardo Dana, que era profesor cuando nosotros organizamos el grupo de teatro en el Superior de Comercio como orientación para organizar a los jóvenes cuando ya éramos militantes del Partido Socialista de los Trabajadores (PST) en 1977/8. Era un poeta muy sensible, y un escritor muy interesante, ahora ha hecho una enciclopedia de la poesía y literatura santafecina. Era abogado, ahora está retirado. Él organizó el taller de teatro y nosotros nos agrupábamos allí, así como la peña musical y la revista estudiantil que sacábamos en 1977/8/9 en la Escuela Superior de Comercio como parte de organización de la juventud. Y yo tocaba el piano además.

M.H.: Me comprometo a guardar el libro y a dártelo cuando nos encontremos. Pero el tema que nos ocupa hoy es la situación de La Toma.

C.G.: Hace 17 años los trabajadores tomamos este establecimiento que fue vaciado por los empresarios de una manera escandalosa, muy sospechosa, y lo pusimos a funcionar en manos de los propios trabajadores, pero al hacerlo lo hicimos en solidaridad con los demás sectores del movimiento popular. Nunca quisimos ser una empresa recuperada, porque no queremos recuperar el lucro y la rentabilidad a cualquier costo, sino que queremos proponer la fraternidad y solidaridad entre trabajadores y más en un establecimiento en manos de los propios trabajadores.
Esta acción nuestra se sustentó además en una enorme hostilidad del Poder judicial, que fue cómplice del vaciamiento, contra nosotros al ocupar el lugar y desde que empezó esta lucha hemos sufrido una agresión permanente y constante. La forma de defendernos fue profundizar el curso político del establecimiento al servicio de la solidaridad social, de las organizaciones populares. Hoy son 50 las organizaciones que están compartiendo el espacio con los trabajadores.
Con esa solidaridad logramos dos leyes de expropiación del gobierno de Obeid y Binner, votadas unánimemente por la Legislatura provincial y esas dos leyes fueron consideradas inconstitucionales por el Poder Judicial y nos mantuvo la sentencia de desalojo contra el establecimiento.
Cuando llega el gobierno de Cambiemos a nivel nacional, sintiendo el nuevo espíritu de la época reaccionaria que se abrió, ese Poder judicial intentó venir a la carga y cuando chocó literalmente contra todas las organizaciones populares el mismo juzgado depuso la actitud hostil manifiesta y abrió una mesa de negociación con los trabajadores, las instituciones estatales que tienen su sede en La Toma, un representante de las organizaciones populares y los fondos de la quiebra y el último fondo que hereda la deuda después de la quiebra de 7 Bancos. Un crédito hipotecario de hace 24 años. Que el dueño no pagó y que fue pasando de Banco en Banco.

M.H.: Seguramente algún fondo buitre nacional.

C.G.: Es más complejo, es el Servicio de Depósito S.A. que es como un consorcio de todos los Bancos donde terminan depositadas las hipotecas y los bienes fallidos de todos los Bancos del país. Es como un gran fondo de basura bancaria. Gente que nunca prestó dinero, gente que jamás estuvo implicada en el asunto, pero que quieren liquidarlo porque la titularidad aterrizó allí. De algo que ocurrió hace 24 años.
Entonces el Juzgado ante la resistencia de los trabajadores, abrió esta instancia de negociación donde se formalizó una propuesta de llegar a un acuerdo, el gobierno de la provincia de Santa Fe ofreció comprar la hipoteca, a valor de lo que vale el lugar, no a valor de mercado. Esta negociación fue rota unilateralmente por estos fondos de inversión y abrieron una causa en otro juzgado. Evidentemente porque el juzgado en el que estaba no actuaba como ellos querían para ejecutar la sentencia de desalojo.
Ante esta nueva  agresión convocamos a una asamblea pública de todas las organizaciones populares, legisladores, organizaciones sindicales, sociales, para informar cuál es el estado de la situación y proponer un plan de movilización que nos permita rechazar este nuevo intento y generar una feroz movilización para que esta solución definitiva que aleje el desalojo se lleve adelante.

M.H.: ¿Cuándo fue esa asamblea?

C.G.: El lunes 13. Elaboramos un plan de acción, que ya lo teníamos planteado con los trabajadores pero que queríamos que sea asumido por las organizaciones sociales, populares, dependencias gubernamentales que tienen sus sedes en La Toma, como la Universidad, por ejemplo.
Hubo una hermosa intervención artística de la escuela de Bellas Artes de la Facultad de Humanidades y Artes de Rosario, interviniendo el frente de La Toma con unas hermosas gigantografías que se adosaron a las paredes, de escenas del Rosariazo. Es hermoso como han trabajado estos jóvenes artistas. Y además todos los sindicatos y sectores populares de la región que estuvieron convocados para movilizar conjuntamente, hubo legisladores y hasta funcionarios que se hicieron presentes.

Lunes 13/8: Asamblea en defensa de La Toma ante amenazas de desalojo

Abogados de los fondos de inversión del Servicio Depósito Sociedad Anónima (Sedesa) abrieron un proceso judicial contra La Toma, y piden el desalojo del ex supermercado Tigre que funciona hace más de 17 años como centro cultural. Los fondos reclaman el pago de una hipoteca de hace 24 años, lanzada por un grupo de bancos que se fundió en 1993, según lo especificado por Carlos Ghioldi, director de La Toma.
Los trabajadores convocaron a una asamblea al trascender la noticia, allí discutieron la situación y las medidas a llevar adelante junto a diversas organizaciones sociales y políticas que fueron a llevar su apoyo y solidaridad.
Se realizó un acto con cientos de personas que llamaron a llenar de actividades y de participación el espacio. Todos los presentes se declararon en estado de alerta ante cualquier convocatoria de desalojo.
El MSR (Movimiento Sindical Rosarino), CTA de los Trabajadores, CTA Autónoma, organizaciones sindicales pertenecientes a esos nucleamientos, diputados y legisladores como Lucila De Ponti, Alicia Gutiérrez, Norma López, Enrique Estévez, Eduardo Toniolli, organismos defensores de DD HH, el Dr. Juan Lewis defendiendo a los trabajadores, personalidades de la cultura como Mario Piazza o Adrián Abonizio, el Decano de la Facultad de Humanidades y Artes, José Goyti, el IMFC, partidos políticos del FIT, integrantes del FSyP, del Partido Justicialista, de la Franja Morada, la CCC y de pueblos originarios, junto a un amplio sector de organizaciones populares, se hicieron presentes.
Entre las resoluciones, se propusieron tres medidas. En primer lugar, llenar de participación y utilización militante el espacio, algo que según Ghioldi fue reconocido por el mismo Juez que opera en la causa. Por otro lado, promover un proyecto a nivel nacional, provincial y municipal que declare de interés la propuesta de compra por parte del gobierno provincial del crédito hipotecario, como forma de terminar con este litigio sobre la propiedad; esto ya había sido propuesto por el gobierno, pero los fondos lo rechazaron. Y por último, exigir a los bancos titulares del Sedesa, que rompieron la negociación y reactivaron el conflicto, que no pongan trabas y lo resuelvan.

La situación social en Rosario

M.H.: Hay una situación complicada en la fábrica Fray Luis Beltrán de Fabricaciones Militares y también están habiendo despidos en otros ámbitos laborales rosarinos.

C.G.: Precisamente uno de los problemas más público es el tema de los despidos en la fábrica Fray Luis Beltrán, donde cerca de 60 trabajadores fueron despedidos con este modus operandi de dejar la listita colgada en la puerta. Eso es gravísimo porque se suma a una región industrial donde la recesión en el cordón de la zona norte de Rosario sufre un importante golpe por las políticas recesivas que implementa este gobierno, con el achicamiento del aparato productivo en general. Entonces se suma a una larga lista de empresas cerradas, despidos que se trasladan a otros sectores, al pequeño comercio, a la pequeña industria, los contratistas, estamos ante una catarata, un efecto posterior de multiplicación.
No es solo la pérdida de los puestos de trabajo. Si bien esta zona tiene una gran exportación de productos oleaginosos, es una demostración de que ese cuento de que la producción oleaginosa derrama hacia la generación de puestos de trabajo es una mentira y está demostrado en la realidad de esta zona, no bajan las exportaciones, entran dólares y, sin embargo, se generan muy pocos puestos de trabajo. Solamente se destina dinero a la construcción especulativa. Está lleno de edificios, rascacielos vacíos, barrios enormes donde no vive nadie.
Es una discusión importante el modelo y las formas que adopta el sistema capitalista en el cual los trabajadores, como lo dijo un ex ministro que vino a La Toma hace poco, "es un modelo en el cual sobramos 20 millones de personas en Argentina si siguen avanzando", y yo le agregaría que de los 20 quedan unos 12 o 13 millones bastante pobres.
Es una cuestión que tiene que ver con una política que apunta a la concentración de la riqueza en un sector muy reducido de la sociedad y una destrucción de todo tipo de seguridad social, de educación, salud pública, de sistema previsional. Hace muchísimos días que las Universidades están en paro, el gobierno las insulta a partir del no proponer ninguna superación en la oferta salarial.

M.H.: Al contrario, hizo una oferta a la baja.

C.G.: También está lo que hicieron con los becarios del CONICET, estamos en una situación dramática donde solamente si los trabajadores nos organizamos y ganamos la calle de manera contundente a través de un plan de lucha, de una huelga general y de ese tipo de medidas, este gobierno no nos lleva por un buen camino al pueblo, sino por un camino de profundizar sufrimientos de manera inédita, porque es muy rápido el proceso de pauperización de la población, de puestos de trabajo, de empujar sectores enteros a la pobreza. Es un proceso dramático, rápido y que exige que las conducciones sociales, políticas, populares convoquen a una poderosa movilización.
Es una tarea que no es fácil, sabemos que es un gobierno que opera, que disciplina, que encarcela, que inventa historias a través de este aparato de propaganda infernal que tiene, donde puede aparecer un boleto escrito en la parte de atrás que dice que usted es un corrupto y aparece un juez de los grupos de tarea actual y te lleva preso y no tenés derecho a la defensa. Todo eso repetido de la mañana a la noche en cadena nacional termina hasta tu mamá creyéndoselo.
Es una situación dramática donde las libertades democráticas están muy severamente cuestionadas. Hay un Estado de excepción donde el régimen formal democrático burgués ni siquiera es respetado. Entonces creemos que solamente una gran movilización que tumbe de cuajo estas políticas es lo que tenemos que hacer. Incluso hay salidas institucionales o el juicio político o una Constituyente. Se puede discutir, pero este gobierno no puede seguir avanzando en estas políticas. Creo que tiene que terminar de una vez por todas por el bien de los trabajadores y el pueblo. Estamos totalmente en contra de que siga adelante este gobierno y estas políticas.

M.H.: Carlos Ghioldi tiene el mérito de decir hoy lo mismo que decía en enero de 2016.

C.G.: Sí. Lo tenemos escrito. Una convocatoria a la resistencia.

M.H.: Hablando de la especulación inmobiliaria, La Toma sufre un nuevo embate no por casualidad, sino porque está ubicada en un lugar central de la ciudad de Rosario y evidentemente ese predio tiene un valor inmobiliario muy alto y más en una ciudad como Rosario.

C.G.: Estamos seguros de que existe desde alguna animadversión política general a partir de la orientación política que tienen las autoridades nacionales, a una hostilidad de parte de los pooles de especulación inmobiliaria y no hay que olvidarse que nosotros al ocupar ese establecimiento y organizar esa lucha destapamos una olla podrida en la cual quedó claro cómo empresarios de la Ciudad robaban propiedades sin pagar nada y esto ayuda a descubrir esa operatoria de empresarios fraguando quiebras, comprando hipotecas de un Banco que al otro día quiebra y la justicia dice que está todo bien. Eso ocurrió hace 25 años, en 1993, cuando se produce un fraude escandaloso a partir de que empresarios de la ciudad de Rosario compran supermercados de la Cooperativa El Hogar Obrero que estaba bajo administración judicial en concurso de acreedores, sin pagarlos y poniendo como garantía hipotecaria a un Banco que quebró a las 24 horas. ¡Una estafa descomunal!
Por eso ahora no nos sorprende ver a los jueces actuar como un grupo de tareas contra los trabajadores e incluso contra dirigentes opositores. Es inadmisible el cercenamiento del Estado de derecho que implica a esos tipos actuando como un auténtico grupo de tareas. Les falta el Falcon Verde. Secuestran personas. Es muy parecida a la operatoria del grupo Clarín contra el grupo Graiver, secuestrar a un empresario y obligarlo a vender la empresa.
Uno puede tener la antipatía total ante Cristóbal López de C5N, pero ningún ser humano militante con cierto apego por la democracia puede olvidar el caso Graiver, el robo de Papel Prensa a partir de la tortura a sus dueños. No es el primer caso en que estos tipos rapiñan actuando de manera impune. A mí me parece que estamos en manos de algo más que un sector de la oligarquía neoliberal, esta es una mafia, una banda de delincuentes.

M.H.: Lo que hay que tener claro es que la oligarquía siempre ha actuado así e incluso peor. Es la peor lacra que nos ha tocado soportar a los argentinos en nuestra historia.

C.G.: Es un modus operandi histórico, son gente parásita. Lo único que han visto hacer es parir a las vacas, así se hicieron millonarios.

M.H.: Quisiera que nos cuentes ¿cómo piensa La Toma enfrentar estos ataques?

C.G.: En primer lugar multiplicando la función social y solidaria que tiene el establecimiento a partir de la incorporación de más y más sectores populares. A los programas de inclusión social, de desmanicomialización y de inserción de niños en situación de calle y en problemas con la ley, se agregan las acciones solidarias con toda la gente en situación de calle. Justamente Adrián Abonizio encabeza un gran movimiento que funciona en La Toma, que se llama "Canción urgente" que son artistas que están realizando acciones solidarias a partir de conciertos a cambio de alimentos, etc. Esa organización se ha instalado y se ha dedicado a funcionar en La Toma.
Para nosotros es un orgullo multiplicar esa función de utilidad pública y de sectores populares utilizando La Toma en beneficio social. Segundo, pedir el acompañamiento parlamentario nacional, provincial y municipal a la propuesta de compra de la hipoteca con la cual el gobierno de Santa Fe quiere liquidar este conflicto y, por último, exigir a los Bancos que son titulares del Fondo de inversión que se queda con la hipoteca residual impaga hace 25 años, a que depongan esta irracional actitud, a que retiren cualquier traba en la liquidación y se termine este pleito.

M.H.: Aclaremos que se trata de bancos cerrados.

C.G.: Siete bancos cerraron. Es como lo planteó un juez en mi presencia cuando uno de los abogados de SEDESA (Servicios de Depósitos S.A.) que son los que tienen la hipoteca, dijo "queremos recuperar la inversión" y el juez le contestó: "no me mienta a mí que ustedes hace 25 años no pusieron nada, porque son 7 bancos que quebraron y fueron dejando esto. Así que eso no se lo voy a permitir". Por eso tal vez están intentando abrir la causa en otro juzgado.

La Haine

compartir

                          

Dirección corta: https://lahaine.org/bB45

 

Contactar con La Haine

Envíanos tus convocatorias y actividades!

 

La Haine - Proyecto de desobediencia informativa, acción directa y revolución social

::  [ Acerca de La Haine ]    [ Nota legal ]    Creative Commons License    [ Clave pública PGP ] ::

Principal