lahaine.org

compartir

                          

Dirección corta: https://lahaine.org/cP6i

convertir a:
Convertir a ePub  ePub        Convertir a pdf  pdf

  tamaño texto

  enviar          imprimir


traductor

21/11/2019 :: Colombia

Razones para la convocatoria al paro nacional de hoy en Colombia

x Telesur / La Haine
Indepaz señala que en lo que va del presente año, al menos 155 líderes sociales han sido masacrados por el terrorismo de Estado

La mayoría de los sectores populares de Colombia participan hoy en la jornada de Paro Nacional, donde expresan su rechazo a las políticas neoliberales impulsadas por el Gobierno de Iván Duque, así como respeto a la vida y garantías de participación política.

Desde la posesión de Duque como jefe de Estado, el país padeció el enriquecimiento de los empresarios y terratenientes a costa de los sectores populares, la intensificación de la violencia originada por incumplimientos en los Acuerdos de Paz, así como los asentamientos de grupos paramilitares en los territorios y el empoderamiento de carteles mexicanos en producción de coca. Contexto que se traduce en la sistematicidad de asesinatos a líderes sociales y políticos.

Aunque medios hegemónicos tildan el paro como "una tensión social para destruir y polarizar el país", acontecimientos suscitados en el departamento del Cauca donde masacraron con bombas a 18 niños, así como el incumplimiento del Ejecutivo a los estudiantes universitarios, aumento del desempleo, entre otros problemas, impulsan una manifestación popular que al unísono reclama la reivindicación de sus derechos a un (sub)presidente que está alejado de la realidad de su propio pueblo.

El paro se convocó antes de la masacre en Tacueyó, departamento del Cauca, donde cinco indígenas fueron asesinados y el debate de moción de censura y posterior renuncia del entonces ministro de Defensa, Guillermo Botero, por ordenar bombardeos a pobalción civil donde murieron al menos, 18 niños.

Educación 

La desfinanciación de la educación pública originó que estudiantes realizaran masivas manifestaciones para exigir aumento de inversión Estatal para las universidades públicas. En diciembre de 2018, el jefe de Estado llegó a un acuerdo con 32 universidades y el presupuesto aumentó para los próximos cuatro años. 

Tras once meses del acuerdo los estudiantes y docentes denuncian incumplimiento del Gobierno, aún no se libera el dinero prometido y la policía continúa agrediendo las manifestaciones pacíficas con gases lacrimógenos y palazos.

Asimismo, la Federación Colombiana de Educadores (Fecode) señala la ausencia de garantías para ejercer la docencia en el país. De acuerdo a la asociaciones de educadores en las regiones, 17 maestros están bajo amenaza de muerte por grupos ilegales, 20 en el departamento del Caquetá y 25 en La Guajira.

Reforma laboral y pensional 

De acuerdo a la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), el 44 % de los trabajadores ganan por debajo del salario mínimo legal (que de por sí es bajísimo), es decir, inferior a los 828.116 pesos (240 dólares). Asimismo, el modelo de contratación laboral conduce a la eliminación de la organización sindical.

En el modelo de pensiones de Colombia, más de 8,5 millones de personas cotizan mensualmente, pero sólo 3 millones logran una jubilación.

Aunque los datos son alarmantes, el Gobierno propuso una polémica Ley de Financiamiento, la cual establece el gravamen de casi toda la canasta familiar en un 18 por ciento por dos años y luego fijarla en un 17 por ciento a partir del 2021; asimismo, para combatir el desempleo en los jóvenes el Ejecutivo propone que éstos trabajen con un 75 por ciento del salario mínimo, propuesta que causó un fuerte rechazo en la población.

Asesinatos sistemáticos

La masacre suscitada en Tacueyó (departamento del Cauca) que dejó cinco indígenas asesinados junto con otra masacre en el mismo departamento que tuvo como resultado otros cuatro muertos, revelan el acrecentamiento de la violencia contra la población, la mayoría de las veces organizada por los terratenientes para expulsar a los campesinos de sus tierras y apropiárselas.

De acuerdo al Instituto para el Desarrollo y la Paz (Indepaz), desde la firma del Acuerdo de Paz han sido asesinados 777 líderes sociales y 137 excombatientes de las antiguas Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia - Ejército del Pueblo (FARC-EP).

Indepaz señaló que en 2019, 155 líderes han sido masacrados por grupos ilegales asociados al terrorismo de Estado.

compartir

                          

Dirección corta: https://lahaine.org/cP6i

 

Contactar con La Haine

Envíanos tus convocatorias y actividades!

 

La Haine - Proyecto de desobediencia informativa, acción directa y revolución social

::  [ Acerca de La Haine ]    [ Nota legal ]    Creative Commons License    [ Clave pública PGP ] ::

Principal